Según informó el Consejo de Ministros de Italia, se decretó el estado de emergencia tras la erupción del volcán Etna, que regirá durante todo un año en la zona afectada del sur de Sicilia.

Se trata de que todo el lugar se vio golpeado por fuertes terremotos, como consecuencia de la erupción. La medida se extiende en los municipios Aci Bonaccorsi, Aci Catena, Aci Sant’Antonio, Acireale, Milo o Santa Venerina.

El primer ministro de Italia, Giuseppe Conte, fue el encargado de comunicar la noticia en su cuenta de Twitter: «El gobierno dio una respuesta inmediata: asignó 10 millones para las primeras actividades de rescate. Estamos cerca, de forma concreta, de las comunidades afectadas por el terremoto», explicó.

La erupción del volcán tuvo lugar el pasado 24 de diciembre, y que aún continúa con una intensidad leve. Los sismos ocurrieron un día después, durante la madrugada, en una magnitud 4,8 en la escala abierta de Richter.