Natacha Marucci luego de participar por primera vez en los Juegos Intercolegiales, hubo un notable interés para continuar con la actividad en los Departamentos.

Este año, Natacha fue seleccionada como coordinadora de tenis en los Juegos Intercolegiales, que por primera vez incorporaron este deporte.

Nos contó su experiencia: “Con una categoría y pocas esperanzas,  ya que el número de chicos que se acercan a este deporte es bajo, al  encargarme tan precioso objetivo (intercolegiales), hacer jugar, dar posibilidades a todos de acercarse a este deporte considerado para «algunos » empezó la mejor aventura de mi vida. Realicé alrededor de 50 clínicas. Cada escuela podía anotar 4 participantes, en cada escuela que visité se inscribieron el máximo permitido, un entusiasmo impresionante, lo que me llenó de orgullo por esos chicos que creían en el proyecto y sobretodo se animaban a competir sin ningún elemento a disposición. Se creó un fenómeno único, al ver que era posible algo así, me llamaban para agendar muchísimas clínicas, salía en mi auto a las 6 de la mañana para poder armar las canchitas en las escuelas y poder recorrer  hasta tres escuelas por mañana.

San Martín, Rawson, Rivadavia, Chimbas, Angaco, Encón, Divisadero, Albardón, Calingasta, Barreal, 9 de Julio, Caucete, obviamente Capital, fueron los sitios visitados. 

Luego de los intercolegiales, quedó un gran entusiasmo en los chicos de los departamentos y es por ello, que hablando con intendentes o encargados de deportes municipales, la idea es realizar encuentros y además ir haciendo una especie de detector de talentos, para luego estimularlos con algún tipo de beca.

Por lo pronto, luego de los Intercolegiales, ya organizamos dos encuentros; el primero fue con chicos de 25 de Mayo y el entusiasmo es tan grande, que el Intendente ya dio el visto bueno para realizar una escuela de iniciación deportiva; Caucete también vivió la experiencia, sumando a chicos con discapacidad y adultos. Para febrero del año próximo, será el turno de Ullúm, cuya municipalidad tiene intención de iniciar una escuelita a partir de marzo. Lo ideal sería que los chicos tomen clases con sus profesores habituales de educación física, a quienes habría que capacitar y si consiguiéramos que al menos haya una cancha municipal, sería fantástico.»