En Federación, Entre Ríos, Jesús Sánchez, de 38 años, mató a su pareja Jésica Riquelme, de 26, a golpes en la cabeza.

Ella estaba embarazada de siete meses y en el hospital le practicaron una cesárea. Según revela el diario Uno, Sanchéz tenía restricción perimetral por violencia de género y fue imputado por homicidio doblemente calificado.

Cómo fue. El sábado al mediodía Jésica Riquelme ingresó al hospital Justo José de Urquiza sin signos de vida. Fue llevada por un vecino y por su pareja, que quedó imputado por femicidio.

En la guardia se constató que había muerto un rato antes y el médico observó un severo golpe en la cabeza, como también en la nariz. Rápidamente decidieron realizarle una cesárea y la mujer dio a luz a una nena que fue derivada al hospital Masvernat de Concordia.

Sanchéz se encuentra detenido. La pareja tenía otros dos hijos de 3  y 5 años que permanecen bajo el cuidado de la familia de Jésica.

El diario Uno investigó que la denuncia de violencia de género contra Sanchéz la hizo Riquelme a fines del 2018. La Justicia le había impuesto restricciones por 90 días, el período seguía vigente por lo que también se le sumó a la causa la violación de la medida.

La policía allanó la casa en donde encontraron un martillo y ropa con sangre.

fuente:A24.com