Eduardo Duhalde y Hugo Moyano acordaron ir juntos a reunirse con Cristina Kirchner, que en su afán de mostrarse abierta a la unidad con todo el peronismo ya les avisó que está dispuesta a recibirlos.

Como venimos anticipando, después de más de una década peleados, la líder de Unidad Ciudadana retomó a fines del año pasado el diálogo con el ex presidente, a quien llamó antes de que se operara de la columna. Duhalde le devolvió la gentileza por los medios: «Si tuve problemas con Cristina, ya me los olvidé», declaró.

Tras algunas charlas teléfonicas y -especialmente- diálogos  a través de amigos en común, ahora los ex presidentes podrían verse cara a cara. Pero la novedad es que en la misma mesa se sentará Hugo Moyano, que así lo acordó con el dirigente de Lomas de Zamora. Duhalde quiere preguntarle a Cristina si va a jugar en la elección.

Si bien el diálogo de Cristina con Moyano y Duhalde ya es conocido, hasta ahora la senadora no se juntó con ninguno de los dos. Más abierta que en otros tiempos, ya les avisó que está dispuesta a recibirlos y se descuenta que lo hará.

El ex mandatario ya empezó a moverse activamente y este sábado organiza un encuentro con Roberto Lavagna y su tropa en su quinta de San Vicente. Duhalde afirma que intentará hacer crecer la posible candidatura de Lavagna para ir al Instituto Patria con un plan B, por si ve que Cristina no es.

Es que el ex presidente cree que Cristina tiene chances de ganar la elección y apuesta a eso. Si le da señales de que será candidata, su estrategia será tratar de cerrar de algún modo un acuerdo entre Cristina y Lavagna. El lomense contó días atrás que la senadora, en un mensaje a través de esos intermediarios, le dio a entender que no veía mal una eventual candidatura del ex ministro.