Un hombre pasó toda la noche tomando y quiso dispararle con un arma tumbera a su novia, pero el vecino los redujo.

Cerca de las 11:30 de este domingo, José Miguel Molina Heredia (25) llegó en estado de ebriedad a su casa en Chimbas.buscó un arma tumbera y se dispuso a salir nuevamente de su casa pero su mujer tratò de detenerlo para que no se meta en líos y esa acción de querer cuidarlo le fue mal pagada ya que el hombre se puso furioso.

El hombre se enojó y le dijo que “le iba a abrir la cabeza» si no lo dejaba salir y rompió con sus manos los vidrios de la puerta y una ventana de acceso a la vivienda y se fue del lugar, según dijo la mujer a la Policía.

Efectivos policiales de la Subcomisaría Cipolletti, salieron en búsqueda del hombre y  cuando los uniformados abandonaron el domicilio, José Molina regresó nuevamente a su casa, dejó el arma sobre el techo de su auto que se encontraba en el garage y  amenazó nuevamente a su esposa. El violento sujeto, le dijo a la mujer que sabía que había llamado a la policía y le dijo: «si volvés a llamar a la policía te mato».

La mujer quedó paralizada por el miedo y una vecina llamó a la policía, mientras Molina seguía amenazando a su pareja, diciéndole que quemaría la casa. Fue en ese momento que un vecino de la víctima, redujo a Molina hasta que llegó la policía.

De este modo, José Miguel Molina Heredia, quedó detenido, en un principio, por portación de arma de guerra (arma de fabricación casera), amenazas, amenazas coactivas y daño todo en concurso real, a disposición del fuero especial de Flagrancia.

El hombre ya fue detenido n el 2006 por amenazar a su mujer

Fuente. tiempo de San Juan