La joven expresó que el hombre, que lleva varios años de antigüedad, la hostigaba y la manoseó en una garita.

Una joven agente penitenciaria que se desempeña en el Penal de Chimbas denunció a un compañero de trabajo por abuso sexual.

El hecho fue acusado en la Comisaría 30 y ya se dio parte a la Justicia y a la Subsecretaría de Control de Gestión.

De acuerdo a lo trascendido, la agente denunció que llevaba tiempo siendo hostigada y el hombre, que lleva al menos 10 años de antigüedad en su trabajo, la manoseó en una garita de seguridad.

El hombre o se presentó a trabajar y lo están buscando.

El Segundo Juzgado de Instrucción lleva la causa en la parte judicial.