Tras robarle un celular a una chica, la obligó a practicarle sexo oral diciéndole a ella y su novio que tenía un arma de fuego pero era mentira.

Una mujer comenzó de la peor manera el año ya que se topó con un delincuente cochino que le robó y la obligó a besarle sus partes íntimas.

Según fuentes policiales,todo sucedió cerca del mediodía, en la plaza del Barrio Obrero, en Rawson. La joven víctima, que es mayor de edad, caminaba junto a su novio cuando el delincuente los asaltó, le robó el celular y obligó a la mujer a que le  practique sexo oral bajo la amenaza de que si no cumplía con sus órdenes usaría el arma de fuego que llevaba entre sus prendas.

El degenerado ladrón logró su cometido pero cuando intentó violar a la chica, el novio lo corrió a golpes. El muchacho se había dado cuenta que lo del arma era una treta y se armó de fuerzas para luchar contra el delincuente que pudo huir en ese momento.

En ese momento  un bombero del Destacamento de Bomberos de Rawson que se encontraba de guardia advirtió sobre lo que estaba sucediendo.

Al entrevistar a las tres personas, el novio de la víctima le contó que el otro sujeto le había robado el celular a su novia y la había obligado a besarle los genitales. Al requisarlo, le encontraron entre sus prendas el celular de la víctima.

El delincuente, que fue identificado como José Omar Díaz (22), fue detenido y trasladado a la Comisaría 6ª. Quedó a disposición del Quinto Juzgado de Instrucción.

Fuente: Tiempo de San Juan