Así lo confirmó el presidente, una reunión con directivos de las principales empresas petroleras, en la Casa Rosada.

En simultáneo al anuncio de que se mantendrá el freno al aumento de precios, el Presidente anunció que en los próximos días enviará al Congreso un proyecto de ley para reactivar las inversiones en Vaca Muerta.

El objetivo del proyecto de ley es acelerar el ingreso de inversiones por 28.000 millones de dólares en los próximos cuatro años, detallaron en el entorno de Fernández. El desarrollo de Vaca Muerta está en el centro de los planes de Fernández. Consciente de que la Argentina necesita producir dólares, apostará a la puesta en marcha de un plan de desarrollo productivo con eje en el yacimiento situado en Neuquén.

En el equipo del Presidente consideran que es un sector que en unos años puede llegar a dar hasta 40.000 millones de dólares de exportaciones adicionales al año, lo que modificaría sustancialmente la ecuación externa. Destacan, además, que es una actividad que demanda una gran cantidad de proveedores, por lo que, según calculan, puede generar unos 500.000 nuevos puestos de trabajo.