Este miércoles, empleados municipales de Rawson se reunieron en el obrador municipal para pedir un aumento salarial y mayor seguridad a la hora de trabajar en el marco de esta pandemia por el coronavirus.

Allí, tomaron la zona conocida como ‘los cilindros’ y, al enterarse, el intendente Rubén García mandó a desalojarlo mediante la Justicia.

Los trabajadores, según pudo saber San Juan Al Día, no son escuchados por el actual jefe comunal y es por eso que decidieron tomar esta drástica medida. La misma fue pacífica y estaban todos con sus respectivos barbijos y tapabocas.

Los trabajadores además indicaron que harán un paro por tiempo indefinido ante la falta de respuestas.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.