La afección no le impidió al mandatario brasileño continuar con su agenda ya que viajó a Bagé, donde estuvo con una gran cantidad de personas e insistió con su campaña de mostrar la cloroquina como una cura al coronavirus. Bolsonaro mandó en abril al Ejército a fabricar más de 1 millones de dosis de cloroquina pese a la falta de recomendación del Ministerio de Salud.Bolsonaro mandó en abril al Ejército a fabricar más de 1 millones de dosis de cloroquina pese a la falta de recomendación del Ministerio de Salud.
El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, fue diagnosticado con una infección pulmonar luego de haber estado contaminado con el nuevo coronavirus pero eso no impidió que viajara a Bagé, en la frontera con Uruguay, donde se sumó a una aglomeración de seguidores y levantó, como un trofeo, una caja de cloroquina, remedio contra la malaria al que defiende para usarlo contra la Covid-19.

«Me hicieron unos estudios porque me sentía débil y tengo una infección pulmonar», dijo Bolsonaro en las redes sociales.

Según los médicos del presidente citados por la prensa local, es probable en enfermos que superaron el coronavirus tener infección en el pulmón.

El presidente atribuyó el problema al «moho en el pulmón», como se refirió para explicar que eso ocurre por «quedarse mucho tiempo encerrado» en la pandemia, que en Brasil en agosto podría llegar a matar a 100.000 personas, ya que se ha

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.