Este domingo por la madrugada, un joven llegó ebrio a su casa y, ante una discusión, agredió a su madre y a su hermano. Horas después, terminó detenido.

Se trata de Nazareno Nicolás Oviedo, quien llegó alrededor de las 6 de la madrugada a su casa de Capital. Allí, le pidió las llaves de la casa aledaña a su madre y, ante la negativa de la mujer, se puso violento.

Según señaló la policía, la agarró fuertemente del brazo y le provocó varias lesiones. Luego agredió a su hermano cuando intervino para poner paños fríos en la situación: lo mordió y le pegó golpes de puño.

Horas después, con la llegada de la policía, lograron calmarlo. Pero al momento de detenerlo, rompió una lámpara y otro elemento del hogar.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.