El presidente Alberto Fernández se refirió a la situación de la pandemia de coronavirus y consideró que la gente «se relajó equivocadamente» porque estamos atravesando «el peor momento» de la expansión del virus.

«Siento que la gente ve que abrieron los negocios y que entonces la vida volvió a la normalidad, pero lo cierto es que el virus está circulando», remarcó el Jefe de Estado en declaraciones radiales.

Mientras define por estas horas el futuro del aislamiento social, preventivo y obligatorio cuya última extensión vence este lunes, el Presidente dijo que ve «con mucha preocupación» el aumento de casos de coronavirus en el país y agregó que observa también «una sociedad muy renuente a volver a la cuarentena» estricta.

«El botón rojo siempre está a mano», respondió el primer mandatario cuando le consultaron en una entrevista sobre la posibilidad de volver a un aislamiento más estricto: «Entiendo el hastío de la gente, pero recurro a la capacidad de reflexión de cada uno», dijo.

Fernández pidió a los argentinos «ser muy conscientes de los riesgos que estamos corriendo, que no han pasado y que debemos tratar con seriedad», y aclaró que «no está en discusión la libertad de la gente».

«Debemos ser muy cuidadosos. No tenemos el tema resuelto, estamos muy lejos de resolverlo», dijo el mandatario en declaraciones a radio Futurock.