El juez penal Pablo Flores renunció hoy a su cargo. De esa manera, dejará su puesto en el Segundo Juzgado de Instrucción y, por ende, evitará el juicio de destitución en su contra que iba a comenzar el 25 de este mes por la entrega irregular de una camioneta al comisario Gustavo Padilla, quien la había utilizado para fines personales. 

Con su dimisión, el Jury queda sin efecto y el camino se encuentra liberado para que avance el expediente penal que se encuentra en el Primer Juzgado Correccional, a cargo de Alberto Caballero.

Flores se encontraba de licencia médica desde el año pasado por  problemas psíquicos, psiquiátricos y cardiológicos. Fuentes cercanas al juez aseguraron que se estado empeoró en el último tiempo y eso lo motivó a renunciar a su cargo. Ahora, será indagado en la Justicia Penal por la entrega irregular de un vehículo al comisario Gustavo Padilla, exjefe del Depósito Judicial, quien lo usó para fines personales

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.