El rodado había sido desarmado y vendido algunas de sus partes, a muy bajo precio. Por el ese hecho cayó el “Pipi” González, y otro malviviente de apellido Rivas.  

Personal de la Brigada de Investigaciones Norte, en horas de la mañana del viernes último, tras una serie de tareas investigativas logró recuperar una moto, la cual había sido sustraída cuando la habían dejado estacionada en la vereda de una casa en calle Falucho y Fontana, Capital.

La denuncia había sido radicada en la Comisaria 4, donde una mujer mayor de edad declaró que había dejado estacionada su motocicleta con la traba de seguridad

Personal policial, establece los datos filiatorios y paradero de un hombre, quien sería el presunto autor de la sustracción del motovehiculo. Contando con gran cantidad de Antecedentes por delitos contra las personas y contra la propiedad.

Se establece también que, habría trasladado la moto hasta el domicilio de otro sujeto de Pocito, donde desmantelan vehículos sustraídos, para así luego comercializar sus partes.

En  un Allanamiento en una vivienda del Lote Hogar N° 33 en Pocito, lamentablemente, el rodado sustraído, había sido desarmado íntegramente y algunas de sus partes comercializadas.

De esta forma tras la requisa de la vivienda lograron secuestrar el motor del rodado, y  autopartes. Por esto, en ese domicilio se procedió a la detención de un sujeto de apellido Rivas de (26), quién sería el sujeto que habría desarmado la moto.

A posterior, allanaron un domicilio de Calle Cereceto en Concepción y lograron detener al sujeto sindicado como el autor de la sustracción del rodado, de apellido González, alias el PIPI (44).

Ambos sujetos fueron traslados a sede policial.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.