El hombre tenía además una amante, la mamá de la víctima contó que quisieron ocultar lo que le habían hecho a su hija.

Femicida con doble vida mató a su novia embarazada de un tiro en la panza porque ella no quería abortar: “Recibió una sentencia ejemplar”.Carolina Ledesma, tenía dos hijos y llevaba gestando tres meses al tercero, que iba a tener con Ángel Andrada. Él la asesinó para ocultar que mantenía una relación extramatrimonial con la víctima. Su esposa había dado a luz un día antes. Fue condenado a prisión perpetua. Desde la campaña que acompañaron el pedido de Justicia hablaron con cronica.com.ar.

Carolina Ledesma le había contado a su mamá Gladys y a algunas amigas que tenía miedo. Había descubierto que estaba embarazada de tres meses de Ángel Eduardo Andrada (30), con quien mantenía una violenta relación extramatrimonial. Él quería que la joven de 21 años abortase, pero su familia la apoyó para seguir adelante.

El 18 de febrero de 2019, cuando “Caro” tenía que hacerse los primeros controles, Andrada la asesinó de un balazo en el vientre en una vivienda de la localidad bonaerense de Ingeniero Budge. Dos años y tres meses más tarde, el femicida fue condenado este jueves a prisión perpetua“una sentencia ejemplificadora”, resaltaron a cronica.com.ar desde la Campaña por Justicia para Carolina Ledesma.

Los jueces del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 2 de Lomas de Zamora  coincidieron con el fiscal de juicio, Andrés Santos Procopio, quien había pedido que Andrada sea condenado a la máxima pena por “homicidio doblemente agravado por el vínculo y por haber sido cometido por un hombre contra una mujer mediando violencia de género”.

Por su parte, la defensa de Andrada había solicitado que sea encuadrado como un “homicidio culposo”, ya que consideró que el disparo había sido “accidental”.

“Todo fue muy grotesco y perverso. Los testigos dijeron que ‘Caro’ era su novia y que habían visto situaciones en las que ella contaba las violencias que sufría por él. Cómo ocurrió el disparo y su accionar después dejan evidenciado que se trató de un crimen“, explicó a este medio Tamara Kallsen, integrante de la campaña que acompañó la familia de Ledesma.

Según relató la referenta, Andrada le disparó en el vientre a “Caro” durante la madrugada de ese lunes 18 de febrero de 2019, en una vivienda en Evaristo Carriego y Epecuén, de Ingeniero Budge; y la dejó sola con el hijito de ella, que tenía 2 años en ese momento.

En un remís, el femicida llegó a la casa de Gladys, madre de la víctima, y le dijo que habían asaltado a la joven y que resultó malherida en un tiroteo. “La mamá desconfiaba de él por todas las situaciones de violencia contra su hija pero no dudó y fue con otro de sus hijos en el remis. Ángel no la acompañó porque le dijo que pasaba después a ver cómo estaba. Entonces ella se va a ayudar a ‘Caro’ con el remís, él había dejado pagado tres viajes“, detalló Kallsen.

La madre encontró a la chica herida al lado de su bebé, que dormía“Le habían cambiado la ropa y la habían limpiado”, indicó la referente. Con ayuda de los vecinos, llevaron a “Caro” al hospital donde confirmaron su muerte. Andrada estuvo prófugo durante 48 horas hasta que personal de la Comisaría 10° de Lomas de Zamora lo detuvo en una pizzería ubicada en la calle Virgen de Itatí, entre Saladillo y Montiel, de esa localidad.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.