Si usted está desempleado, es  docente o trabajador en la administración  pública,  si es comerciante y tienen que cerrar su negocio por falta de venta, o vos que vendes tortitas en la calle, que gana un salario básico de $25.000, en promedio, no lea esta nota, quizás necesite  contener la respiración.

Según datos oficiales del Congreso Nacional, el salario promedio de los legisladores nacionales era, hasta el 2020, de $200.000. Esto porque los salarios quedaron congelados por decisión de la vicepresidenta y de Massa, quienes acordaron que los parlamentarios se desengancharan de los aumentos a empleados legislativos. La primera de estas medidas se tomó antes de la pandemia, apenas asumió la nueva gestión, en diciembre de 2019 y el motivo fue la crisis económica.

 Pero, la actividad política que goza de privilegios, que a todo esto no sé  quien se los otorgo, pero  según confirman fuentes legislativas del Congreso Nacional, el disgusto con respecto a esta situación, crecía entre los legisladores, es así que algunos amagaron con no votar leyes de súper importancia para todos los argentinos. Los políticos en la Argentina tienen esa cuestión de adornarse para la foto.  Muchos llegaron en un fitito y se fueron en un Mercedes, el sueldo para estos señores representa una parte importante del presupuesto nacional, Los legisladores trabajan desde su casa.

El sueldo de los senadores y diputados nacionales había quedado muy por debajo de las ganancias de otros empleados de la administración pública. Esta vez, Cristina y Massa se sentaron con los gremios y les dieron la razón: 40% de aumento era justo.

 Firmado y sellado el acuerdo, los legisladores nacionales van a recibir un incremento salarial de alrededor de $80.000 en cuatro cuotas a cobrar en julio, agosto, septiembre y octubre.

A esto debe sumarse, para los diputados nacionales por las provincias -entre las cuales están incluido los que representan a San Juan en la Cámara Baja- un 14,21% que cobran en materia de desarraigo.

Esto le agrega una suma cercana a los $40.000. Esto se puede cobrar en viáticos o pasajes terrestres o aéreos. Es decir que  percibirán una cifra cercana a los $320.000, cifra a la que hay que aplicarle, por supuesto, los debidos descuentos. Sin embargo, el sueldo no es nada despreciable comparado al que recibe un trabajador promedio, que es 75% menor a esta cifra.

 Los senadores reciben un plus por gastos de representación, extras por movilidad y desarraigo, pero sus pasajes terrestres o aéreos no tienen tope.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.