Durante estos días de concientización, el municipio capitalino pone a disposición de mujeres embarazadas y en periodo de lactancia jornadas de control y asesoramiento sobre lactancia materna.

La Semana Mundial de la Lactancia Materna se celebra entre el 1 y el 7 de agosto en más de 170 países, con la intención de fomentar esta práctica y mejorar la salud de los bebés.
Este año la conmemoración se realiza bajo el lema “Apoyar la lactancia materna contribuye a un planeta más saludable” y la Dirección de Salud municipal propone actividades para que los capitalinos se sumen a la concientización sobre este tema.
Hasta el sábado 7 de agosto se ilumunarán de amarillo el edifico de la Municipalidad de Capital, el Campanil de la Catedral y el Centro Cultural Estación San Martín. Durante esta semana de celebración, Monitores Urbanos repartirán lazos dorados en las calles de la Ciudad.
Además, con el objetivo de promover conductas preventivas en embarazadas y mujeres en periodo de lactancia, se realizarán las jornadas “Cuidados posturales, mamás felices” en el CIC del Barrio Manantial. Cada jueves de agosto y cada lunes de septiembre, el equipo de profesionales brindará consejos sobre hábitos saludables, higiene postural, control de carnet de vacunas, asesoramiento acerca del Programa Mis Primeros 1000 Días, actividad física y entrega de kits saludables.
Lactancia Materna
Es beneficiosa tanto para el bebé como para la mujer que amamanta. La leche humana es la mejor forma de aportar al bebé todos los nutrientes que necesita para un crecimiento saludable. A través de la leche de la mamá, el bebé se alimenta e hidrata y recibe defensas que le protegen de muchas enfermedades. A su vez, la lactancia brinda una oportunidad de reforzar el vínculo afectivo amoroso, a través de palabras, miradas, caricias, arrullos y juegos, fundamentales para el desarrollo.
Para poder sostener la lactancia materna es necesario el acompañamiento de la pareja, la familia y todo el entorno. A su vez, los ámbitos de trabajo y de estudio necesitan contemplar licencias por maternidad y por paternidad, espacios para la extracción de leche y horarios reducidos para disponer de tiempo para alimentar al bebé con leche materna en estos contextos.
La OMS y el Ministerio de Salud de la Nación recomiendan la lactancia materna exclusiva hasta los seis meses de vida. Luego, comenzar a incorporar progresivamente alimentos apropiados para la edad, manteniendo la lactancia hasta los dos años o más. En el contexto de la pandemia de COVID-19 se sugiere mantener la lactancia, lavándose las manos y usando barbijo.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.